miércoles, 19 de marzo de 2014

Día 62 de Prosperidad y Bendiciones!!!

Amor en Acción!!!


Día 62: Bendiciones

Te amo Gracias por las Bendiciones y Prosperidad que llega a mi vida Hoy.

Saludos de mi corazón al tuyo...
Cuentan que en la carpintería hubo una vez una extraña asamblea.
Fue una reunión de herramientas para arreglar sus diferencias.
El martillo ejerció la presidencia, pero la asamblea le notificó que tenía que renunciar.
¿La causa? ¡Hacía demasiado ruido! Y, además, se pasaba el tiempo golpeando.
El martillo aceptó su culpa, pero pidió que también fuera expulsado el tornillo; dijo que había que darle muchas vueltas para que sirviera de algo.
Ante el ataque, el tornillo aceptó también, pero a su vez pidió la expulsión de la lija.
Hizo ver que era muy áspera en su trato y siempre tenía fricciones con los demás.
Y la lija estuvo de acuerdo, a condición de que fuera expulsado el metro que siempre se la pasaba midiendo a los demás según su medida, como si fuera el único perfecto.
En eso entró el carpintero, se puso el delantal e inició su trabajo.
Utilizó el martillo, la lija, el metro y el tornillo.
Finalmente, la tosca madera inicial se convirtió en un lindo mueble.
Cuando la carpintería quedó nuevamente sola, la asamblea reanudó la deliberación.
Fue entonces cuando tomó la palabra el serrucho, y dijo: -»Señores, ha quedado demostrado que tenemos defectos, pero el carpintero trabaja con nuestras cualidades.
Eso es lo que nos hace valiosos.
Así que no pensemos ya en nuestros puntos malos y concentrémonos en la utilidad de nuestros puntos buenos».
La asamblea encontró entonces que el martillo era fuerte, el tornillo unía y daba fuerza, la lija era especial para afinar y limar asperezas y observaron que el metro era preciso y exacto.
Se sintieron entonces un equipo capaz de producir muebles de calidad.
Se sintieron orgullosos de sus fortalezas y de trabajar juntos.
Ocurre lo mismo con los seres humanos. Observen y lo comprobarán.
Cuando en una empresa el personal busca a menudo defectos en los demás, la situación se vuelve tensa y negativa.
En cambio, al tratar con sinceridad de percibir los puntos fuertes de los demás, es cuando florecen los mejores logros humanos.
Es fácil encontrar defectos, cualquier tonto puede hacerlo, pero encontrar cualidades, eso es para los espíritus superiores que son capaces de inspirar todos los éxitos humanos.

Te Amo Gracias Te Amo Gracias .



Día 62: Prosperidad

Te amo Gracias por las Bendiciones y Prosperidad que llega a mi vida Hoy.

Saludos de mi corazón al tuyo...


La Pregunta

¿Te gustaría saber una forma sencilla de siempre dar el mayor valor en todo lo que das?
Es muy sencillo.
Todo lo que tienes que hacer con cada producto que vendas, o servicio que ofrezcas, o idea que intercambies, o trabajo que hagas, es ponerte en los zapatos del receptor y hacerte esta única pregunta:

Si yo estuviera recibiendo esto, ¿me agradaría?
Así de fácil.

Todo lo que tienes que hacer para siempre asegurar que das más en valor que lo que recibes en pago es vivir honestamente con la Regla Dorada.
Trata a los demás como quieres ser tratado.
Sirve a los demás como quieres que te sirvan a ti.
Respeta a los demás como quieres ser respetado.
Bendice a los demás de la manera en la que quieres ser bendecido tú.
Ama a los demás de la manera que quieres ser amado.
Cuando te pidan, da más que lo que te pidan.
Si esperan que camines un kilómetro, camina más.
Has lo mejor que puedas, sé el mejor que puedas y da lo mejor que puedas con lo que puedas ahora mismo.
Y mientras lo haces, se te dará más para que puedas hacer más, ser más, dar más por los demás.
Así funciona el Universo.
Y estarás viviendo por medio de la Primera Ley Estratosférica del Éxito.
¿Ves? Te dije que era fácil.

La Acción del Día: 

1. Lee tu Plan de Negocio para la Prosperidad y las once cosas de tu lista de agradecimientos.
2. Toma un momento para pararte firmemente con un brazo alzado hacia el cielo, el puño firme como si te estuvieras agarrando de la mano de Dios. Ahora, ya sea verbal o mentalmente repite "Con Dios como mi Testigo…
3. Coloca tu cuota de dinero del día de hoy en tu contenedor y lee la afirmación que está en el contenedor tres veces. Espera recibir algo en regreso.
4. Bendice a todos los que están a tu alrededor, incluyendo a los otros participantes en este experimento. Imagina como aquellos a quienes bendices prosperan y se rodean del bien.
Entonces bendícete a ti mismo e imagina lo mismo. Puedes continuar bendiciendo a la persona o personas en tu lista de bendiciones. Lee todas las bendiciones que llegan por correo electrónicos. Tus bendiciones están haciendo una diferencia. El leer las respuestas te dará la oportunidad de verlo por ti mismo.

El Pensamiento del Día:

"La primer pregunta debería ser, ¿Sirve? ¿Agrega valor a los demás? Si la respuesta a esa pregunta es sí, entonces puedes preguntar, ‘¿Genera dinero?’
-Ernesto, de Dar para Recibir,
por Bob Burg y John David Mann

La Afirmación del Día: 

"Siempre doy a los demás de la manera en la que me gustaría que me dieran a mi."




Gracias! Gracias! Gracias!  Elizabeth Orozco y su equipo, Dios bendiga el bien de este blog y a todos los involucrados....Namaste!!!

META CUMPLIDA

1 comentario: